EL ÁRBOL DE LA VIDA
¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

Gypohierax angolensis

Ir abajo

Gypohierax angolensis Empty Gypohierax angolensis

Mensaje por Isidro el Lun Jun 12, 2017 10:02 am

Gypohierax angolensis (Gmelin, 1788)

2005.
Cautividad. Europa, España, Comunidad Valenciana, Castellón, entre Peñíscola y Benicarló, en una finca particular.
Leg: Isidro Martínez. Det: Isidro Martínez.


Dominio: Eukaryota.
Reino: Animalia.
Filum: Chordata.
Clase: Aves.
Orden: Accipitriformes.
Suborden: Accipitres.
Superfamilia: Accipitroidea.
Familia: Accipitridae.
Subfamilia: Gypaetinae.
Género: Gypohierax.
Especie: Gypohierax angolensis.

El buitre de las palmeras es una rapaz inconfundible, la única especie del género Gypohierax. Puede medir hasta un metro y medio de envergadura alar y sesenta centímetros de longitud, por lo que es el más pequeño de todos los verdaderos buitres (excluyendo los zopilotes). Posee una característica silueta con alas amplias y redondeadas y una cola bastante corta. Su plumaje es completamente blanco, excepto en las alas y la cola: en las alas, las rémiges secundarias son negras y las rémiges primarias son blancas con la punta negra, mientras que las rectrices o plumas de la cola son negras con la punta blanca. Su cabeza y cuello están casi completamente cubiertos de plumas bien desarrolladas, a diferencia de la mayoría de los buitres. No obstante posee un gran parche desnudo de plumas, alargado, al nivel del ojo e incluyendo éste, y otro parche más pequeño y fino debajo del anterior, en las mejillas, estos parches desnudos muestran la piel de color rojo, contrastando con las plumas blancas de la cabeza. La cabeza es muy alargada y el pico es bastante largo, recto y ganchudo en la punta, comprimido lateralmente. El pico es de color córneo, los ojos son amarillos o anaranjados, y las patas son rosadas. Los ejemplares juveniles son muy diferentes pues durante sus primeros tres o cuatro años de vida presentan un plumaje pardo en vez de blanquinegro, además sus parches faciales desnudos no son rojos sino de un pardo amarillento, sus ojos son castaños, su pico es negruzco y sus patas son pardo-grisáceas claras, de modo que ni una sola parte de su cuerpo coincide en coloración con la del adulto.

Se reparte ampliamente por todo el continente africano al sur del Sáhara, donde vive en bosques y sabanas, por lo general cerca de cursos de agua, desde el nivel del mar hasta los mil quinientos metros de altitud. Es un ave confiada y adaptable que a menudo se puede ver posada sobre construcciones humanas, incluso las habitadas. Planea menos que otros buitres y es capaz de mantener un aleteo sostenido durante más tiempo. La característica más peculiar del buitre de las palmeras es su dieta: es la única rapaz del mundo que se alimenta de materia vegetal. La mayor parte de su dieta (casi toda su dieta en los ejemplares juveniles) la compone el fruto de la palmera de aceite (Elaeis guineensis), por ello el área de distribuición de ese buitre coincide bastante con la de dicha palmera. También come los frutos de algunas otras palmeras y de algunos árboles no relacionados. No obstante, esta dieta muy rica en grasas le ofrece muy pocas proteínas, por lo que la complementa con carroñas de pequeños animales (principalmente peces varados, también cangrejos, moluscos y grandes insectos), en raras ocasiones puede incluso atacar animales vivos (pollos en corrales, o colonias de murciélagos), pero no acude a las grandes carroñas donde se alimentan las otras especies de buitres. Generalmente este ave muestra una estrecha relación con su territorio de anidamiento, permaneciendo en él incluso fuera de la época de cría. Las parejas monógamas se cortejan o refuerzan sus vínculos con un baile aéreo similar al de muchas rapaces cazadoras y mucho más elaborado que el de los demás buitres. El nido es una voluminosa y desordenada plataforma de ramitas, situada a gran altura en un árbol. En él la hembra pone un solo huevo densamente moteado de pardo, que ambos padres incuban durante unas seis semanas. Unos tres meses después de nacer, el joven polluelo adquiere la capacidad de vuelo.

Juvenil:
Gypohierax angolensis 34426044684_8f6a398d06_o
Gypohierax angolensis 2538256218_18f718e057_o
Gypohierax angolensis 2538256216_ef5813df09_o

Adulto en el Zoo de Berlín:
Gypohierax angolensis 6990098394_7fb72fb246_o

Adulto en Pairi Daiza:
Gypohierax angolensis 32016673817_14d9d8b88a_o
Isidro
Isidro
Admin
Admin

Cantidad de envíos : 13314
Fecha de inscripción : 08/01/2011

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.